Menú

LA INFORMACION ES PODER... Destacado

Francis Bacon Francis Bacon

Con gran sorpresa hemos podido apreciar cómo, empresas que hasta hace muy poco tiempo tenían como único objetivo el prestar servicios de procesamiento de datos a los Administradores, hoy están desarrollando un vuelco en su modelo de negocio, orientándolo a una forma diferente de generar rentabilidad.

En efecto, con la irrupción desenfrenada de un nuevo actor en este mercado de las plataformas para generar y operar los gastos comunes en las comunidades de edificios, se ha producido un enorme revuelo entre los diferentes competidores debido, especialmente, a los diferentes frentes de acción que este nuevo actor está ofreciendo.

Si bien es cierto, las diferentes plataformas dedicadas a ofrecer servicios de soporte tecnológico para el manejo de los gastos comunes tienen en común ser servicios que operan mediante el arriendo de sus softwares, es decir el usuario jamás será propietario de nada, y además ser, finalmente, depositarios absolutos de las bases de datos de sus clientes sin asumir ningún tipo de responsabilidad sobre los millones de datos que pueden llegar a manejar, tienen además, la facultad de que, el contratar sus servicios mantiene al cliente cautivo y cancelando la mensualidad, en tanto se mantenga arrendando su producto.

Sin embargo, estas plataformas tienen además en común, el agravante para el administrador, que por cada nueva comunidad que ingresa a su cartera de trabajo, significará un nuevo desembolso mensual que irá incrementando el arriendo mensual que ya cancela a ese proveedor.

Pero quizás lo más grave de esta nueva competencia tecnológica, reside en que, frente al afán de captar el mayor número de clientes para su modelo de negocio, estos softwares o plataformas, ya no están dirigidos a los Administradores, precisamente por el enorme costo mensual que les significa el incremento de sus carteras al tener que pagar los arriendos mensuales, sino, están dirigidas a las Comunidades como cliente final, de manera de permitir un agobiante acoso al Administrador a través de la exposición excesiva a partir de la información entregada en la web que, en muchas oportunidades, no está completa u ofrece una visión sesgada de la realidad con datos en proceso e incompletos de la Comunidad, todo esto mediante el expediente de señalarlo como “transparencia”.

Realidades como esta, quedan claramente establecidas en una nota publicada en Linkedin por uno de estos actores y quien se denomina experto de esa empresa en este tema sin señalar su nombre, empresa que además, se denomina pionera en incorporar software de administración, en circunstancias de que los pioneros en ese tema tienen ya 25 y 15 años operando en este mercado y no son, precisamente, esa firma.

Pero yendo al fondo de la nota, este experto  señala por ejemplo que “los vecinos que hoy viven en edificios, verán modificada sustancialmente la forma de relacionarse con el Administrador debido a la digitalización de las comunicaciones”.

Entre estas ventajas señala, por ejemplo que la implementación de plataformas digitales hará que la relación e interacción entre copropietarios sea mas simple y directa ya que estarán interconectados. Al respecto, ¿recuerdan Uds. señores administradores esas comunicaciones con diatribas a nuestra gestión y a nuestras decisiones como cortar la luz por deuda, distribuidas mediante correos electrónicos masivos al interior de las comunidades? No sé si se estará refiriendo a este tipo de interconección que por lo demás, ha demostrado ser tremendamente dañina.

Luego manifiesta ¿Se imagina toda una Comunidad negociando directamente con proveedores para lograr beneficios? Lograrían, según el experto, grandes beneficios económicos…entonces, para qué está el Administrador.

También indica, claramente, que las nuevas plataformas irán en beneficio de las Comunidades y nuevamente preguntamos, ¿Dónde queda el Administrador? Por último señala que con el empleo de estas plataformas, se tendrá como resultado el que muchas de las actividades que emplean a funcionarios que trabajan al interior de las Comunidades, se externalizarán o bien se automatizarán lo que implicara reducción de costos por una disminución del personal.

Resulta lamentable y preocupante como, de una forma silenciosa pero muy sistemática, estas empresas que sustentan las nuevas plataformas para operar los gastos comunes en las comunidades, están monopolizando el mercado realizando cursos para Administradores de Edificios, para Mayordomos, etc, con lo que se va cerrando un círculo que, finalmente, nos llevará a descubrir, más temprano que tarde, que estas plataformas serán no sólo operadores de gastos comunes, sino propietarios de toda la información de los cientos de miles de personas que viven al interior de las Comunidades.

La información es poderFrancis Bacon, Londres 1561 - 1626

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Síganos en Redes Sociales

NUEVA REVISTA

Volver